Muchas veces cerramos la mente y ubicamos las cosas en un sólo lugar sólo porque aparentemente deben estar ahí. Sin embargo, hoy os voy a demostrar que no hay reglas cuando de decoración hablamos.

Aparentemente los recipientes ASKER y el riel GRUNDTAL deben estar en la cocinay su función debe ser la de servir como soporte y almacenaje de cubiertos y todo tipo de utensilios habituales en la cocina.
Pues ¡NO!, nada de eso. Si quieres los puedes poner en la cocina o si quieres los puedes utilizar también en la oficina:

IKEA

Ya lo ves, una solución ideal para mantener en orden la oficina o zona de estudio.
Por otro lado, tal y como puedes ver, su diseño no sólo no desentona con el resto de la decoración, sino que, además, combina perfectamente con el resto de elementos decorativos logrando así mantener la armonía.

 

Dejar respuesta