Si buscas una decoración de estilo nórdico, para tu hogar, pero no sabes cómo comenzar, aquí te dejo una serie de consejos que te ayudarán a ello. Debes recordar que la esencia es el romanticismo, pero sin ser una visión demasiado cargada. Además los ambientes pueden ser tanto femeninos, como masculinos… pero una decoración suave en la que ante todo destaca la elegancia.

Combina detalles espectaculares en color negro o en otros colores más vibrantes… pero has de saber que el color estrella y por excelencia es el blanco. También es otro gran protagonista el color gris. Una combinación de ambos o bien con otros colores quedará espectacular. Eso sí, procura que los colores más intenso sean solo eso, pinceladas.

estilo nordico
Fuente: Herry Lawford

A veces menos es más y no es que la decoración de estilo nórdico tenga que ver con el estilo minimalista… al contrario. Pero la decoración de estilo nórdico es simpleza en los colores y busca adornos, accesorios, muebles y detalles que no recarguen la habitación en exceso. Pero esto puedes hacerlo de muchas formas. No hace falta que las líneas sean rectas, a veces con el color basta para no marcar otro tipo de tendencia.

Busca elementos y muebles bellos. Busca una decoración luminosa, grandes ventanales que hagan que la luz entre en la estancia. Además viste las paredes y/o los suelos de madera. Los muebles también los puedes buscar en madera. Al igual que el color debería ser el blanco o gris como protagonistas, la madera es el material aliado. Calentito, confortable y preciosa para decorar.

estilo nordico
Fuente: Herry Lawford

Además debes hacer que tus espacios sean amplios. Aunque no disponga de muchos metros cuadrados, gracias a los colores claros y una buena iluminación, se verá más grande. Si tienes habitaciones amplias, aprovéchalas. Si tu espacio es pequeño, ahorra en muebles y deja lugares libres. Deja una buena sensación de amplitud.

Como este tipo de decoración se basa sobretodo en colores y tonalidades claras, puedes aplicar otros colores para resaltar. Sin añadir demasiado, puedes buscar tonalidades neutras como el negro en algunos detalles. Además mezclar los tiempos será esencial. Otra gran característica del estilo nórdico es combinar accesorios y muebles modernos con otros de épocas más antiguas… digamos utilizar un poco el estilo vintage, pero sin tantos colores.

Dejar respuesta