Mejores lijadoras para personalizar las puertas de madera de tu hogar

Tras años viviendo en la misma casa, suele ser habitual que se nos pase por la cabeza ciertos cambios para darle un toque diferente y más personal. En muchos casos, son cambios que podemos hacer nosotros mismos sin mucho esfuerzo, por ejemplo cambiar la apariencia de las puertas de la vivienda. Para llevar a cabo este cambio, no hace falta ser un profesional del sector, sino solo tener algo de tiempo y utilizar las herramientas necesarias para ello. Entre todas esas herramientas no pueden faltar las lijadoras eléctricas especiales para madera, herramientas que son perfectas para eliminar la capa de pintura o barniz que puedan tener las puertas.

Beneficios de utilizar lijadoras eléctricas

A la hora de trabajar con la madera, las lijadoras se han convertido en una herramienta fundamental. Como ya hemos comentado, su uso es clave para conseguir el mejor acabado posible, más si lo que vamos a hacer es restaurar o cambiar la apariencia de nuestras puertas o de cualquier otro mueble.

Entre todos los beneficios, el más importante es el ahorro de esfuerzo. Pensad todo el trabajo que llevaría lijar a mano cada una de las puertas para eliminar todo el barniz y pintura que pudiera tener. Tras un rato lijando, acabaríamos agotados. En cambio, el esfuerzo es mínimo a la hora de utilizar una lijadora eléctrica, ya que solo deberíamos sujetar la herramienta y asegurarnos de que toda la superficie se queda bien lijada.

Otro de los beneficios es el ahorro de tiempo que nos supone el uso de una lijadora eléctrica, un tiempo que puede ser dedicado para otras cosas. En el caso de las puertas, lijarlas a mano nos puede llevar varias horas en cada una de ellas, mientras que si se utilizar una lijadora eléctrica, el tiempo empleado será mucho menor.

También es importante destacar que el acabado será mucho mejor y más uniforme. Por mucho empeño que pongamos, un lijado a mano nunca será igual que el realizado por una lijadora eléctrica.

Usos que se le puede dar a una lijadora en el hogar

Llegados a este punto, seguro que te habrás preguntado cuáles son los usos que se les puede dar a una lijadora eléctrica. Esto puede variar dependiendo del tipo de lijadora que elijamos, pero de forma general, todas ellas permiten realizar los siguientes trabajos que pasamos a detallar.

  • Eliminar cualquier tipo de residuo que pueda estar adheridos a la superficie de madera con la que vayamos a trabajar.
  • A la hora de trabajar con madera nueva, la lijadora eléctrica permite eliminar aquellas partes más bastas con el objetivo de conseguir una superficie más limpia con la que trabajar.
  • En el caso de que la madera tenga aplicada algún tipo de barniz, la lijadora eléctrica nos ayudará a retirarlo por completo. De esta forma, podremos aplicar una nueva capa barniz o de pintura.
  • Al utilizar una lijadora eléctrica sobre una zona de trabajo, se consigue esta se sienta mucho más fina al tacto al haber eliminado sus irregularidades.

Así que ya sabéis, en el caso de que estéis pensando en cambiar la apariencia de vuestras puertas, y lo vayáis hacer vosotros, hazte con una buena lijadora eléctrica. Además de facilitarte el trabajo, te permitirá conseguir un mejor acabado.

Ir arriba