Las chimeneas de bioetanol son un sistema de calefacción ecológico y limpio, ya que no genera ni humos ni gases. Es una interesante alternativa a las chimeneas eléctricas y de leña. Este tipo de chimeneas están pensadas para espacios donde no hay salida de humos, pudiéndose situar en cualquier lugar sin necesidad de una instalación especial. A continuación te mostramos sus características, ventajas e inconvenientes.

¿Qué es el bioetanol?

Fuente: pinterest

El bioetanol o bioalcohol es un combustible vegetal compuesto por cereales (trigo, maíz) remolacha y caña de azúcar. Se obtiene de la fermentación que transforma el almidón y azúcar de los vegetales en alcohol. Se destila y se deshidrata para obtener este combustible liquido.

Es un combustible limpio que no genera residuos, por lo tanto es una fuente de energía renovable. Puedes colocarlo en cualquier estancia de la casa sin tener que preocuparte por la emisión de humos y olores.

Fuente: archiproducts

Las chimeneas de bioetanol se puede utilizar en tanto en espacios interiores como exteriores. Colgadas de la pared, sobre una superficie, en el suelo o en un pedestal. Podrás encontrar un sin fin de modelos que se adaptan a la mayoría de los estilos decorativo.

Tal vez te interese leer: ¿Cuál es el mejor sistema de calefacción para tu hogar?

¿Cómo funcionan las chimeneas de bioetanol?

Fuente: pinterest

El sistema de funcionamiento de la chimeneas de bioetanol es muy sencillo. Todas las chimeneas cuentan con un deposito donde se coloca el combustible liquido. Solo hay que depositar la cantidad precisa en el depósito teniendo cuido de que no sobresalga ni que se generen fugas. Se enciende aplicándole una llama que proporcionan un calor inmediato y directo sin humos ni olores.

Por regla general se pueden utilizar en cualquier espacio que tenga un superficie mínima y cuente con ventilación (ventanas para que corra el aire si es necesario) Es recomendable no situar las chimeneas de bioetanol en superficies susceptibles al calor o inflamables.


Fuente: pinterest

El apagado de la chimenea es sencillo y seguro. Lo más recomendable es dejar que el fuego se consuma cuando se acabe el combustible. La mayoría de las chimeneas de bioetanol vienen equipadas con un tapa para extinguir la llama en caso de necesidad.

Son perfectas como complemento al sistema principal de calefacción. Se puede calentar una zona concreta y además dar un toque de estilo y distinción. La duración del encendido dependerá de la capacidad del depósito de la chimeneas. Existen en el mercado modelos de hasta 5 litros de combustible y puede llegar a estar encendidas hasta 20 horas seguidas.

Ventajas de las chimeneas de bioetanol

Fuente: decofire

Si quieres garantizar la climatización de una zona concreta de manera segura y estética, apuesta por las chimeneas de bioetanol.

  • Presentan la ventaja de una sencilla instalación, ya que no requieren salida de humos, instalación eléctrica ni obras de albañilería. Basta situar la chimenea donde quieras y prender la llama al combustible. Podrás disfrutar de un calor instantáneo y seguro.
  • Es un sistema de calefacción limpio, ya que no emiten olores ni humos, ya que carecen de las características de las chimeneas tradicionales.
  • Existen en el mercado modelos que incorporan sistemas de apagado automáticos, sensores que detectan concentración de CO2, de CO…
Fuente: tuandco
  • Hay modelos de menor tamaño que son fácilmente transportables.
  • En cuanto a su limpieza y mantenimiento, no son necesarios al no generar cenizas ni humo.
  • Se pueden añadir esencias al bioetanol que puede actuar como un ambientador.
  • Son ecológicas y sostenibles y gozan de una alta eficiencia energética.
Fuente: pinterest
  • Las chimeneasde bioetanol son elementos altamente decorativos, por lo que pueden decorar cualquier estancias de la casa. Podrás encoger entre una amplia variedad de modelos.
  • Consumo. Un bidón de 20 litros puede proporcionar unas 50 horas de calor.

Inconvenientes de las chimeneas de bioetanol

Fuente: pinterest

Existen una serie de inconvenientes en las chimeneas de bioetanol que deben tener en cuenta.

  • Potencia calorífica limitada. Se consideran un complemento a la calefacción principal.
  • El precio de la las chimeneas de bioetanol es alto en comparación con las chimeneas eléctricas y de leña.
  • Inflamación del etanol. Hay que asegurar que la chimenea cumple con la normativa vigente (protección contra el riesgo de quemaduras e incendios) debido a la inflamabilidad de este combustible vegetal.
Fuente: pinterest
  • Es necesario contar con la ventilación adecuada. Este combustible desprende una pequeña cantidad de CO2. Es esencial renovar el aire de la estancia a menudo.
  • Almacenamiento. Los bidones de etanol son inflamable por eso pueden llegar a ser peligrosos. Hay que almacenarlos en lugar seguro fueran de toda fuente de calor y de los niños.
  • Obligatorio instalar un detector de CO2 que detiene la chimeneas automáticamente en caso de una producción anormal.
  • Puede interesarte leer: Pellets: calefacción ecológica y económica.

¿Qué te ha parecido las chimeneas de bioetanol?Es un sistema de calefacción complementario perfecto para dotar a una zona concreta de calor y distinción.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here